Decoración

Todo lo que tienes que saber sobre iluminación para piscinas

El diseño de la iluminación en tu piscina puede darle un look totalmente diferente, en función de cómo se instale. Hay muchas cosas que puedes variar, ya sea el color de las luces, el número de ellas, la colocación de las mismas, etc.

En esta guía rápida te enseñaremos todo lo que debes saber para la iluminación para piscinas, y que así puedas controlar más el tema.

Tipos de luces para piscinas

A lo largo de estos últimos años, la iluminación para piscinas ha ido teniendo un proceso evolutivo en el que han ido apareciendo cada vez más diseños y bombillas capacitadas para llevar a cabo este trabajo. Veamos pues cuáles son esos diseños de bombillas.

Bombillas halógenas

Las bombillas halógenas son uno de los tipos de bombilla más tradicionales. Producen bastante calor, iluminan adecuadamente y cuentan con una gama de colores muy limitada.

Luces LED

Las LED son el tipo de luz más utilizada para piscinas, por los siguientes motivos: cuentan con una vida promedio larga, producen muy buena cantidad de luz (por lo que poco calor) y puedes elegir entre muchos colores, si así lo deseas.

Luces de fibra óptica

Es un estilo innovador y con un look único y brillante. El mayor problema que presentan es que se pueden estropear más fácilmente, y suelen desencadenar más complicaciones.

Tipos de instalación

Instalación empotrada

Este tipo de instalación se incrusta en la pared de la piscina y da la sensación de que la piscina está más limpia y transparente. Es el diseño más común para introducir iluminación en una piscina.

Instalación superficial

Al igual que el anterior tipo de instalación, va anclada a la pared, pero sobresale hacia fuera. Esto hace que la sensación que ofrecía la otra opción de una piscina más clara y limpia, desaparezca.

Instalación personal

Este tipo de instalación va al gusto del consumidor. Si lo que quieres es tener un diseño de iluminación más propio, y también iluminar zonas como toboganes, fuentes, etc., este es el tipo de instalación que te interesa.

En el jardín

A pesar de que no es una parte de la piscina como tal, iluminar el área que rodea a la piscina es otra forma de hacer que la presencia de luz llegue a la piscina también. Aquí ya puedes jugar más fácilmente con la instalación, ya que no está en un medio acuático.

¿Qué tipo de instalación merece más la pena según el tamaño de la piscina?


Piscinas pequeñas

Con las piscinas que son de pequeño tamaño puedes barajar siempre la opción de iluminar el jardín, en vez de instalar las luces dentro de la piscina. Suele ser casi siempre la mejor opción, puesto que es la que menos futuros quebraderos de cabeza ofrece y puedes seguir iluminando tu piscina de noche sin problemas.

Piscinas medianas y grandes

Con piscinas que tienen ya un tamaño más considerable, merece más la pena instalar las luces dentro de ellas. El principal motivo es que, a pesar de que cuentes con iluminación alrededor, habrá zonas de la piscina que no estén debidamente iluminadas, y no se cumpla la función de alumbrar por las noches.

Regresar a la lista

Deja una respuesta